lunes, 11 de mayo de 2015







ACUDIMOS A LA JUSTICIA

Y LO HEMOS CONSEGUIDO




 Más de 1.500 juicios ganados

51.000.000 € recuperados

LA ASOCIACIÓN DE AFECTADOS

 POR PREFERENTES Y DEUDA SUBORDINADA DE CAJA ESPAÑA-DUERO

os espera en     ASAMBLEA ANUAL

    Se tratarán entre otros temas:

- Estado de cuentas y Actuaciones Judiciales        - Problemática FISCAL tras las SENTENCIAS

FECHA: SÁBADO, 27 de JUNIO de 2015                 HORA: 12 de la mañana

LUGAR: CENTRO CULTURAL Infanta Cristina  de LA BAÑEZA

Tras la ASAMBLEA, tendremos comida festiva en EL JARDINILLO. GRATUITA para socios y un acompañante. El resto deberá abonar 7 € por persona.
IMPORTANTE: Para asistir a la comida es necesario apuntarse, poniéndose en contacto con los voluntarios de la ASOCIACIÓN antes del 20 de JUNIO                                          
616591655 LORENZA
609487803 BASILIO
608983760 MATEO
645206040 MAR

 

 

viernes, 8 de mayo de 2015

GUÍA FISCAL 2015 para afectados por preferentes y subordinadas de CEISS


1ª.- Los afectados que en la declaración del año 2013 reflejaran, en la casilla nº 25 del impreso del programa PADRE, la cantidad en negativo que les aparecía en la documentación que les envió la Caja, y que ahora ya tienen sentencia firme (AUNQUE NO SE HAYA COBRADO), tienen que presentar una autoliquidación  complementaria a ese ejercicio para anular dicho importe. Si no hicieron nada, el capital recuperado no tiene ningún efecto fiscal.

2ª.- En relación a los intereses indebidos ingresados por la Caja a nombre nuestro, en cada año que hemos tenido los contratos, se puede presentar un documento de solicitud o comunicación que facilitan en las oficinas de la Agencia Tributaria o bajarlo de su pagina Web, indicando nuestros datos, los del producto, el fallo judicial y lo que pedimos. Aportaremos copia de la sentencia, copias de los pagos y retenciones que anualmente nos mandaba la Caja para realizar la declaración de la Renta y la hoja de liquidación de nuestro abogado. Se puede aportar los de todos los años desde que contratamos los productos, pero la Agencia no resolverá esta cuestión hasta no tener indicación de la Dirección General de Tributos. El impreso de comunicación se puede rellenar a bolígrafo con letras legibles.

3ª.- En la declaración del año 2014, todos los que hemos cobrado los intereses legales y los moratorios, tenemos que imputarlos como GANANCIAS PATRIMONIALES y los intereses legales devueltos a la Caja se imputan como PERDIDAS PATRIMONIALES. En el caso de que los abogados facturen a los afectados las costas ganadas, estas también se consideran GANANCIAS PATRIMONIALES y no se puede deducir como gasto, al considerarse una indemnización (consulta vinculante V2636-13)

4ª.- Si al final la Agencia Tributaria nos devuelve por ingresos indebidos alguna cantidad con intereses de demora, al ejercicio siguiente tenemos que reflejar dicha cantidad de demora como GANANCIA PATRIMONIAL


-------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

miércoles, 25 de marzo de 2015




CONCLUSIONES DE LAS DOS ASAMBLEAS DE SOCIOS AFECTADOS POR CEISS, CELEBRADAS EN EL MES DE MARZO


1ª.- Los afectados que en la declaración del año 2013 reflejaran en la casilla nº 25 del impreso del programa PADRE la cantidad en negativo, que les aparecía en la documentación que les envió la Caja, y que ahora ya tienen sentencia firme con la recuperación integra de su capital, tienen que presentar una autoliquidación  complementaria a ese ejercicio para anular dicho importe. Si no hicieron nada, el capital recuperado no tiene ningún efecto fiscal.

2ª.- En relación a los intereses indebidos ingresados por la Caja a nombre nuestro en cada año que hemos tenido los contratos, hay dos cuestiones diferentes: 
          Por un lado están las retenciones que nos disminuían la cantidad final a pagar o aumentaban los importes de las devoluciones, de estas cantidades no deberíamos pedir su devolución.
            Por otro lado están los intereses brutos de las cantidades que teníamos en los productos hibridos (preferentes y subordinadas) y que incrementaban los ingresos por capital mobiliario, de estos sí que tenemos que pedir que se quiten de cada año que hicimos la declaración y los habíamos recibido; con lo que los resultados finales de esas declaraciones varian a nuestro favor. 
Pero ahí es donde surge el inconveniente de que la Agencia Tributaria, alegando la Ley en vigor, dice que solamente revisará los ejercicios no prescritos (2010-2011-2012-2013) y si no lo pedimos antes del 30 de junio, perderemos también lo correspondiente al 2010.

3ª.- En la declaración del año 2014, todos los que hemos cobrado los intereses legales y los moratorios, tenemos que imputarlos como GANANCIAS PATRIMONIALES.

4ª.- Si al final la Agencia Tributaria nos devuelve por ingresos indebidos alguna cantidad con intereses de demora, al ejercicio siguiente tenemos que reflejar dicha cantidad de demora como GANANCIA PATRIMONIAL.

5ª.- Hemos decidido instar a todos los socios a esperar a finales de abril para comenzar a realizar las gestiones en la Agencia Tributaria, y así poder dar tiempo para que la Dirección General de Tributos nos conteste a la consulta vinculante que enviamos en el mes de octubre. 

6ª.- Por parte de los despachos de abogados que disponen de personal con titulación fiscal, han realizado una oferta para realizar las gestiones oportunas relacionadas con el IRPF, a un precio medio de 70 euros más IVA, pero no asumen la responsabilidad de ponerse como representantes legales y aceptar las consecuencias de los posibles errores que pueda haber en nuestras declaraciones.

----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Una interventora bancaria demuestra que su propia entidad la timó con preferentes

Una jubilada, que había sido empleada en la antigua Caja Duero (ahora Banco Ceiss) en Madrid, recupera los 80.000 euros que compró en estos activos, presionada por sus excompañeros de trabajo

Por David Placer Madrid
 
24/03/2015 22:48horas
 
Una jubilada que había trabajado durante más de 30 años en Caja Duero (hoy Banco Ceiss) ha demostrado en los tribunales que la entidad financiera para la que trabajó la mitad de su vida, muchos de ellos en calidad de interventora, la timó con la venta de preferentes.

La mujer, que en marzo de 2009 pasaba unos días de vacaciones en la Costa Brava, recibió la llamada de sus antiguos compañeros de sucursal para convencerla de que debía comprar un producto novedoso.
Le ofrecieron una opción segura y muy rentable que sedujo a la antigua trabajadora de una céntrica sucursal de Caja Duero en Madrid. Pero la recién jubilada explicó a sus compañeros que se encontraba de vacaciones y que, al regresar a Madrid, se presentaría en la oficina para recibir la información de aquel atractivo producto financiero.
Al terminar su descanso, se presentó en la oficina pero se encontró con que el dinero que tenía en un plazo fijo había sido retirado para la compra del nuevo producto cuyo nombre aún era desconocido: participaciones preferentes. La extrabajadora se mostró molesta por la celeridad con que sus compañeros movieron el dinero y armaron la preferente sin haber cerrado los detalles. Pero al final, terminó seducida por las promesas de máxima rentabilidad que incorporaba el nuevo producto, y firmó.

La trampa de los antiguos compañeros

La mujer compró 80.000 euros en participaciones preferentes. Fue el inicio de una pesadilla que ha terminado con una sentencia que le da la razón. A pesar de haber trabajado durante más de 30 años en una entidad bancaria y de haber ejercido como interventora, no conocía las particularidades de las participaciones preferentes ni tampoco su riesgo, según ha acreditado el juzgado de primera instancia número 87 de Madrid.
El subdirector de la entidad explicó en el juicio que su labor comercial consistía en buscar a posibles clientes de preferentes, una tarea que era remunerada con comisiones. La extrabajadora, no necesitaba el dinero ahorrado de forma inmediata, lo que la convertía en candidata idónea para este tipo de productos.
Pero la juez hizo notar que los contratos habían sido firmados mientras la compradora de las preferentes estaba de vacaciones. Ninguno de los documentos firmados explicaba el riesgo del producto. "Pudimos demostrar, con base en los propios testimonios de los actuales trabajadores del banco, que la afectada no fue informada de los riesgos. A pesar de que era interventora, su labor era administrativa y desconocía los detalles de los productos más complejos como los de las preferentes", explica la abogada de la afectada, Carmen de la Rocha, del despacho Arriaga Asociados, que hasta ahora ha ganado más de 1.800 casos de preferentes.

El negocio redondo

El banco ha apelado la decisión alegando que la mujer, por su dilatada trayectoria bancaria, sabía lo que había adquirido. Ha sido el mismo argumento utilizado en casi todos casos, pero los jueces han rechazado este planteamiento en el 98% de las ocasiones, según explican desde el despacho Arriaga, el primer bufete en demandas de preferentes en España.
Las preferentes fueron un eficaz método que idearon los bancos en plena crisis para recapitalizarse con un método más provechoso que la captación de accionistas. El rendimiento de las acciones tienen una reducción fiscal, en cambio, el dinero de las preferentes pasa a formar parte del capital de la entidad. En términos fiscales, también es un negocio redondo: el banco pasa de tributar a descontar. Al final, es la forma de ampliar capital sin ningún riesgo, porque todo el riesgo lo asume, sin saberlo, el cliente; que además no puede votar, como sí hace un accionista en las juntas.
Al juicio de la ex interventora se ha sumado recientemente el caso de un empleado de Bankia que convenció a sus cuñados, sin estudios, para que compraran 85.000 euros en preferentes y subordinadas. Los afectados dijeron que no conocían el producto y que sólo se dejaron guiar por el experto financiero: su familiar. El juzgado 26 de Madrid les ha dado la razón y ha obligado a la entidad a devolver el dinero.

FUENTE: www.economiadigital.es

La juez sobresee y archiva la denuncia a los directivos de Caja España-Duero sobre el Caso Nózar

Declara el archivo de la denuncia que imputaba delitos de administración desleal, apropiación indebida o estafa a los miembros del comité ejecutivo de Caja España-Duero: Isaías García Monge, Juan Antonio Martín Mesonero, Victoriano Pedraz Fuentes, Gerardo Pastor, Juan Ramón Sagarminaga, Julio Fermoso, a los directivos Lucas Hernández, José María de la Vega,  Antonio Sánchez y José Luis de la Mano Fornés, y a los representantes de Nózar Juan Carlos y José Luis Nozaleda.
 
24.03.2015
La denuncia presentada por Banco Ceiss contra el anterior comité ejecutivo de la caja y los responsables de Nózar se refería a la autorización por parte de estos de la compra del edificio de oficinas situado en Méndez Álvaro (Madrid), por 55 millones de euros, y el préstamo puente concedido a Nózar S.A. por importe de 34,5 millones de euros, que se consideraban "perjudiciales para Caja Duero, porque se pagaron en ambas operaciones cantidades muy superiores al valor de dichos activos".

El auto salido esta misma mañana del juzgado nº 52 de Madrid y al que ha tenido acceso TRIBUNA, aclara que los motivos expuestos en la denuncia "no han quedado acreditados", ya que la finalidad de las operaciones era reducir deuda ante un inminente concurso de acreedores que finalmente Nózar presentó, y que redujo el débito de esta para con la caja de los 120 millones de euros iniciales a 40. El auto explica que el delito de apropiación indebida atribuido a los denunciados "no tiene encaje", en el de estafa "no concurren los elementos que la configuran, porque no queda acreditada la actuación engañosa por parte de los denunciados", y respecto a la administración desleal, que precisa una actuación fraudulenta por los administradores y el quebrantamiento del deber de lealtad que debe regir sus acciones, tampoco "queda acreditado que concurran los requisitos de dicho delito".

En sus declaraciones en el proceso judicial, los miembros del comité ejecutivo de Caja España-Duero llamados a declarar explicaron que la aprobación de las operaciones se llevó a cabo considerando que "el precio era ajustado", ya que se reducía la deuda que Nózar mantenía con la caja y al tiempo se adquiría uno de los activos de la sociedad más cotizados (el valor de tasación de TINSA que se utilizó como guía era de 56, 2 millones de euros, pero posteriormente a la compra se emitió un informe por un valor inferior. No obstante se valoraron además otras tasaciones, como la aportada por la propia Nózar). Se esperaba, además, una importante fuente de ingresos proveniente del alquiler de las oficinas del edificio de Méndez Álvaro.

En cuanto al crédito puente, la sentencia aclara que "de la documentación que obra en la causa se  desprente que el precio pagado fue correcto y ajustado a las condiciones de las citadas sociedades".

FUENTE: www.tribunaavila.com

Una juez mercantil desestima la acción colectiva por preferentes

Rechaza que los contratos sean nulos y que esas prácticas hoy se puedan repetir

El orden mercantil no será el que reintegre de manera colectiva el dinero defraudado por las extintas cajas de ahorros a los preferentistas. La magistrada del Juzgado de lo Mercantil nº 2 de La Coruña ha desestimado la acción colectiva emprendida por Adicae contra NCG Banco y Caixanova por la comercialización de estos productos financieros complejos. Entiende que sus reclamaciones no encajan dentro de esta jurisdicción, y que su principal demanda, la del engaño a que fueron sometidos para que suscribieran las preferentes y que anularía el contrato, no es sino un vicio de consentimiento individualizado en cada una de las operaciones que deberá ser dilucidado en los juzgados de Primera Instancia.

La plataforma pretendía que la juez declarara nulas diversas cláusulas de los contratos de las preferentes por entenderlas abusivas —la perpetuidad del producto, su volatilidad, el oscurantismo de las condiciones o la amortización anticipada— y que no pudieran comercializarse productos de esta índole. En su sentencia, la magistrada señala que «no pueden ser reputadas abusivas (...) pues se trata de las características principales de los valores que adquirían», como detalla la Ley 13/1985 Coeficientes de Inversión, Recursos Propios y Obligaciones de Información de los Intermediarios Financieros, en vigor durante la venta de estas preferentes. Además, entiende «extemporánea» la petición de que se vigile la no repetición de esta venta de productos financieros complejos porque la Ley 9/2012 de Reestructuración y Resolución de Entidades de Crédito ya introduce nuevos mecanismos en este sentido.

Tampoco accede a declarar como «publicidad engañosa» los folletos que sostenían la emisión de las preferentes y la deuda subordinada por contener «contenidos engañosos o ilícitos», apreciación que extiende «al argumentario comercial» de las entidades. A su juicio, Adicae «parece reconducir esta supuesta publicidad engañosa al modo de comercialización del producto, al considerar que los empleados de la entidad facilitaban información que no revelaba las verdaderas características de las participaciones preferentes o que muchos de los clientes que contrataron este producto no fueron informados sobre los riesgos».
 
La juez sí estima que este comportamiento de los empleados era una práctica abusiva «pues causaban un desequilibrio indudable en perjuicio del consumidor», pero vuelve a decir que este comportamiento por parte de las entidades «no resulta razonable prever que vayan a reiterarse» al estar restringidos por la legislación que aprobó el Gobierno de Mariano Rajoy cuando saltó el escándalo de las preferentes.

Por último, los preferentistas buscaban, a través de acciones individuales, declarar nulas por abusivas diversas cláusulas y, con ellos, los contratos de suscripción de estos productos financieros. La sentencia considera que, incluso de producirse esa nulidad de las cláusulas ya citadas, no devendría en la anulación del contrato, sino de esas cláusulas exclusivamente, y reitera que los aspectos más perjudiciales de las preferentes no son abusivos, sino las características propias del producto colocado por las cajas a ahorradores, no inversores.

FUENTE: www.abc.es